El poder de la palabra

Hay personas que no pueden hablar de lo que sienten; no son capaces de reconocer sus emociones.
Lo que no logran decir busca otra vía de escape, por ejemplo, a través del cuerpo: trastornos en la alimentación, problemas en la respiración, adicciones.

Hay quienes parecen incapaces de expresar verbalmente las emociones, debido a la dificultad que tienen para identificar, entender o describir lo que sienten.

Cuántas veces expresamos: “no tengo palabras”, “me siento raro”, “tengo un nudo en la panza”, estas personas presentan la dificultad de diferenciar sensaciones corporales de sentimientos.

Generalmente  sienten una gran dificultad de disfrutar, de  relacionarse con los demás.
Dichas personas presentan un pensamiento simbólico  reducido. Esto no significa que tengan limitaciones intelectuales sino que no hay suficiente capacidad para fantasear o buscar nuevos recursos. La falta de expresar, los convierte en seres impulsivos; ansiosos, suelen sufrir de dolencias físicas.

La persona que no puede expresarse podría verse como un factor de vulnerabilidad frente a situaciones de sobrecarga psíquica en las que se responde con el cuerpo.

Todo trastorno es un fenómeno físico, psicológico y cultural.Estos cuadros deberían ser abordados con un trabajo interdisciplinario, siempre teniendo en cuenta la particularidad de cada caso en un diagnóstico apropiado.

Para una terapia eficaz habrá que encontrar caminos que nos permitan llegar adonde conviven el afecto y la palabra”el sistema verbal es un constituyente esencial del afecto, tanto en sus dimensiones conscientes como inconscientes.
El ser humano necesita poner en palabras sus emociones y sentimientos, convertir en palabras sus afectos,”el diálogo es con uno mismo, con los otros, con el pasado y con el futuro”.

Se debe trabajar con el paciente y así descubrir las conexiones existentes entre sus reacciones físicas y los afectos, buscar nuevas herramientas y recursos psíquicos, abriendo caminos nuevos para resolver los conflictos de la vida real.

Los pensamientos se enlazan con la emoción y algo cambia, mejora.

LIC. DELLACASA SANDRA

M.N.23337- M.P.82292

DIRECTORA CIAP

 

Novedades!Nueva modalidad: psicología online

No te pierda la nueva modalidad que CIAP tiene para ofrecerte, haz click aqui para obtener mas información

WhatsApp chat